T.E.
02/06/2021

Imagen de la compañía después de la explosión que se produjo en 2020.

Inspección de Trabajo de la Generalitat ha emitido siete informes contra la empresa química IQOXE de La Canonja por infracciones graves. Las resoluciones tienen el origen en denuncias puestas por CCOO debido a diferentes aspectos como la vulneración del derecho de huelga, carencias en el Plan de Autoprotección, falta de medidas de seguridad para los trabajadores, no adoptar suficiente protección contra la covid-19 o deficiencias en los programas de formación a los empleados, entre otros.

Todas se han puesto después de la explosión que se produjo en la compañía el 19 de enero del 2020 y que causó tres muertos. Inspección de Trabajo traslada posteriormente los informes al Departamento de Trabajo, que ya ha sancionado algunos casos con el máximo estipulado de 6.000 euros.

Así, desde el siniestro de enero del año pasado, CCOO ha presentado hasta trece denuncias contra la empresa ante la Inspección de Trabajo. De estas, siete se han resuelto como infracciones graves, en otras se han fijado «recomendaciones» para la compañía y todavía quedan algunas pendientes de resolución.