T.E.

4/8/2022

La operación supone la entrada de la empresa de pivate equity en el mercado vitivinícola.

Sherpa Capital, firma de capital privado especializada en inversiones de empresas de tamaño medio en el mercado ibérico, ha adquirido los activos de la bodega Reserva de la Tierra, ubicada en Les Borges del Camp, y actualmente en proceso judicial por un presunto fraude.

Especializada en la comercialización y embotellado para el segmento medio (vino de mesa) en España y para su exportación, Reserva de la Tierra fue creada en 1999. Recientemente la compañía presentó concurso de acreedores a mediados del mes de junio ante los juzgados mercantiles de Tarragona.

La operación, que ha contado con el asesoramiento legal de Cuatrecasas, supone la entrada de la empresa de pivate equity en el mercado vitivinícola. “Para Sherpa Capital la entrada de nuestra entidad en el sector vitivinícola es un hito ilusionante que supone la primera piedra de nuestro proyecto en el sector del vino”, destaca en un comunicado el director de Inversiones de la firma de capital privado, José María de Retana.

El proyecto impulsado por Sherpa Capital busca crear una plataforma empresarial capaz de cubrir las necesidades de los grandes retailers del sector de la alimentación en el segmento medio, tanto a escala nacional como internacional, aprovechando las sinergias comerciales y ofreciendo una solución completa a los distribuidores de este producto.

Durante la primera fase del proyecto, Sherpa Capital pondrá el foco en la recuperación de las cifras de Reserva de la Tierra y su crecimiento en mercados estratégicos (España, Estados Unidos y China), donde la compañía ya tiene estructura comercial.

Controla la producción de 5.000 hectáreas de viñedo, cinco bodegas propias y dos participadas situadas en regiones vitivinícolas como Rioja, Ribera del Duero, Rueda, Priorat, Montsant, Terra Alta y Tarragona. Dispone de más de 50.000 barricas y un botellero de crianza de diez millones de botellas, una capacidad de almacenaje de 30 millones de litros, así como líneas de embotellado con una capacidad de producción anual de 100 millones de botellas.

“Desde Sherpa Capital trabajaremos para dar el mayor impulso posible a la antigua Reserva de la Tierra con el objetivo de poder sumar nuestros conocimientos a los suyos y así apuntalarla en el sector”, remarca José María de Retana.